22:50h. Martes, 13 de Noviembre de 2018

Bolivia implementó politicas de desarrollo sostenible, un tema que no tenía mayor relevancia en años anteriores.

El desarrollo sostenible en el Estado Plurinacional de Bolivia durante el siglo XX

bolivianos

@luisfegonzalez20. El desarrollo sostenible en Bolivia ha formado parte de una transformación en sus políticas energéticas, ya que, desde 1988, comenzaron a ejecutar acciones a favor del ambiente y de la población, aprovechando las condiciones demográficas para producir energías renovables, con el objetivo de auto sustentarse de energías limpias y económicas, y no depender de combustibles fósiles.

Bolivia durante el siglo XX fue protagonista en la implementación de nuevas políticas sobre temas que no tenían mayor relevancia en el gobierno ni en la sociedad, cosas que se habían mencionado en la década de los 70 u 80 pero no se le invirtió el tiempo y el dinero suficiente, o simplemente quedaba en palabras y no se veían acciones, ejemplo de eso es el medio ambiente junto al desarrollo sostenible.

A partir del año 1988, inició la construcción del desarrollo sostenible con acciones relacionadas al tema ambiental. Luego en el año 1991, comienza un proceso destinado a identificar y atacar problemas relacionados con el medio ambiente, con la creación de entes encargados de dichos temas como lo es la Secretaría Nacional de Medio Ambiente, con el fin de lograr una gestión ambiental orientada hacia el desarrollo sostenible. Ya para 1992 se desarrolla el Plan de Acción Ambiental para Bolivia. Su objetivo fue plantear políticas ambientales a partir de una amplia participación social en los diferentes departamentos del país. Igualmente se promulgaron nuevas leyes con el objetivo de guiar a la nación boliviana hacia el desarrollo sostenible. Durante los años 1987 a 1996, se llevó a cabo un proceso de planificación para la construcción de la concepción boliviana del desarrollo sostenible. Su continuidad permite la profundización y el enriquecimiento de la concepción y de la metodología del desarrollo.

El Estado Plurinacional de Bolivia se caracteriza por la altura de su demografía, su cultura ancestral, y también por los recursos energéticos que utilizan. En la última década, Bolivia se ha enfocado en modificar sus formas de consumo de energía convencionales, como lo es el gas natural y el petróleo, por otras que son más económicas, sustentables y amigables con el ambiente. Uno de los motivos es la repentina baja de los precios del petróleo a nivel mundial, porque afecta directamente las ventas de gas natural, ya que el gas puede cotizarse al mismo valor que el crudo. Es importante mencionar que Bolivia es dueño de las segundas reservas  de gas natural más grandes de Sudamérica, por detrás de Venezuela.

Por otra parte, más del 80% de la población boliviana depende de la biomasa como energía para combustión, cocción de alimentos, producción de carbón vegetal y para la producción de la industria manufacturera como ladrilleras, panificadoras, entre otras. Como bien sabemos, la biomasa es, según la Real Academia Española, materia orgánica originada en un proceso biológico, espontáneo o provocado, utilizable como fuente de energía.

La energía solar es muy importante en este país, durante el año 2016, se invirtieron más de 90 millones de dólares en un proyecto de energía solar que beneficia a unas 20.000 familias y a 10.000 infraestructuras sociales o educativas, consiste en la colocación de paneles solares sobre los techos de las mismas, o colocando dichos paneles cerca del edificio y al aire libre. Proyectos de este tipo son bastante comunes en las comunidades rurales alejadas de las grandes ciudades, y gracias a los paneles solares se les proporciona energía limpia y económica a esos pobladores.

Otra de las energías alternativas utilizadas es la energía eólica, gracias a ella se suministra energía eléctrica a la población, según declaraciones del ministro de hidrocarburos y energía, los parques eólicos llevan la cobertura de energía eléctrica al 81%; también contribuye a la producción agrícola, ya que le proporciona energía al sistema de bombeo de agua, entre otras funciones. Existen parques eólicos que producen de 2 a 4 MW cada uno.

Asimismo, se explota la energía geotérmica en varias regiones, y según proyecciones gubernamentales, para el año 2019 se debe estar exportando energía geotérmica a países vecinos; es un proceso que consiste en calentar agua con el calor interior de la Tierra, obteniendo vapor de agua que más tarde será utilizado como energía.

En cuanto a la energía hidroeléctrica, tiene grandes recursos, porque se aprovecha de los caudales provenientes de la Cordillera de Los Andes. Poseen un potencial enorme y un sistema eficiente, tienen la capacidad de producir hasta 50.000 MW; es una cantidad tan grande como para cubrir la demanda nacional y exportar, y solo se utiliza un 1% de esa cifra. Esta energía es exportada hacia países vecinos como Chile, Paraguay, Brasil, Perú y Argentina El Gobierno boliviano anunció que hasta 2020 el Estado invertirá unos 6.300 millones de dólares destinados a aumentar la producción de electricidad de 1.800 megavatios a unos 4.800 megavatios, con el propósito de exportarlos.

Con todos estos avances, Bolivia participa de manera activa en organismos internacionales que tienen que ver con el cuidado medioambiental y el desarrollo sustentable, como la Cumbre de la Tierra, el Consejo Económico y Social de la Organización de Naciones Unidas, la Comisión de Desarrollo y Medio Ambiente, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, entre otros. Asimismo, se rigen por las directrices de la Agenda 21; podemos colocar como ejemplo de su cumplimiento, el 85% de la población boliviana tiene acceso al agua, siendo este el punto número 6 de los objetivos del desarrollo sostenible.

Es por eso que Bolivia es un ejemplo admirable de desarrollo sostenible, ya que puede considerarse como una potencia en materia de energías renovables en Sudamérica y el mundo. Con la característica de que cada día busca seguir innovándose y fortaleciéndose en este aspecto con políticas públicas e inversión en infraestructuras ecológicas.

Fuentes:

Agencia Prensa Latina. (2016). La caída del precio del petróleo afectará economía de Bolivia. Recuperado de http://www.eltelegrafo.com.ec/noticias/mundo/9/la-caida-del-precio-del-petroleo-afectara-economia-de-bolivia

Bolivia invertirá 6.300 millones de dólares hasta 2020 para producir energía. (2015). Recuperado de http://eerrbolivia.blogspot.com/2015/12/bolivia-invertira-6300-millones-de.html

Desarrollo sostenible y Agenda 21. (2007). Recuperado de http://www.tecnologiaslimpias.cl/bolivia/bolivia_dsa21bol.html

Energías en Bolivia. (s.f.). En Wikipedia. Recuperado el 19 de febrero de 2017 de https://es.wikipedia.org/wiki/Energ%C3%ADas_en_Bolivia

Naciones Unidas en Bolivia. (s.f.). Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Recuperado de http://www.nu.org.bo/objetivos-de-desarrollo-sostenible-ods/

TeleSur. (2016). El aporte de Bolivia al mundo. Recuperado de http://www.telesurtv.net/news/El-aporte-de-Bolivia-al-mundo-20160118-0057.html